Conozcamos Las Características De Cada Una De Las Medicinas header image
≡ Menu

Bromazepam: Toda la información que debes saber

El Bromazepam es un compuesto químico activo que actúa en el sistema nervioso central con el fin de proporcionar un efecto relajante sobre los músculos. En el artículo de hoy, exploraremos a profundidad acerca de sus funciones. Se le recuerda que este es un blog informativo, por favor no se automedique.

bromazepam

¿Qué es el Bromazepam?

El bromazepam es un compuesto químico que pertenece a la familia de las benzodiacepinas, es decir, a un grupo de medicamentos que ejercen sus funciones sobre el sistema nervioso central del cuerpo humano (cerebro, médula espinal, cerebelo y tallo encefálico). Su objetivo es la mayor propagación del neurotransmisor GABA.

El GABA (ácido gamma-aminobutírico) es un neurotransmisor que se propaga de manera amplia por toda la zona del córtex cerebral, por medio de las neuronas. Esto significa que es una sustancia utilizada por ellas para establecer una vía de comunicación en los espacios entre cada una de sus conexiones.

El rol o el objetivo principal que cumple este neurotransmisor es reducir o inhibir la actividad neuronal. Asimismo, juega un papel crucial en cuanto al comportamiento, la cognición y la respuesta del cuerpo del paciente ante situaciones de estrés.

Este compuesto químico se puede encontrar en varios medicamentos disponibles en las farmacias, tales como: Lexatín, Lexotan, Lexotanil, Lexomil, Somalium o Bromam, no obstante para adquirir alguno de ellos se requiere presentar una receta médica.

bromazepam

Las funciones que ejerce este medicamento en el sistema nervioso central se deben a sus propiedades ansiolíticas, sedativas, antiespasmódicas y propiedades relajantes sobre el sistema músculo esquelético.

En este sentido, las primeras dos propiedades están referidas a efectos tranquilizantes, que por lo general van asociados a estados de ánimo muy exaltados o ansiosos. Mientras que las dos últimas van dirigidas a relajar las zonas musculares del cuerpo como las extremidades y articulaciones.

Farmacocinética

Este medicamento tiene una rápida absorción, una vez que entra en el organismo el mismo es consumido por los jugos gástricos en el estómago y luego de esto se mantiene en el cuerpo durante 4 horas antes de su expulsión por medio de las heces.

Una vez que el compuesto químico es absorbido, se inicia una redistribución del mismo en el organismo de manera rápida, luego el proceso se vuelve lento centrándose en los tejidos más blandos del cuerpo, que son aquellos en donde la grasa se encuentra ubicada.

¿Para qué sirve?

El bromazepam es un medicamento que solo es recomendado cuando la situación del paciente es muy grave y afecta su comportamiento de manera drástica. Es decir, cuando la enfermedad clínica del individuo sobrepasa un límite en el cual se afecta su vida cotidiana.

Con base en lo anterior, este fármaco es recomendado para aquellas personas que sufren de algún tipo de trastorno psicológico grave, el cual no pueda ser controlado mediante terapia. Bromazepam está indicado para los siguientes trastornos:

  • Ansiedad y ataques de pánico. Entendiéndose que la ansiedad es una afección en la cual el individuo se siente angustiado por situaciones que le generan estrés, donde los ataques de pánico son recurrentes.
  • Hipocondría o ansiedad por la salud. Este trastorno se caracteriza por un exceso de preocupación por el bienestar del individuo y las personas cercanas.
  • Trastornos de conducta o agresividad excesiva. En este caso, además de recurrir al fármaco, este tratamiento debe ir acompañado de un seguimiento de terapia psicológica.
  • Trastorno obsesivo compulsivo. El mismo se entiende por un interés excesivo de orden, el cual se considera grave si está acompañado de conductas violentas.
  • Fobias específicas y generales. Las fobias son comprendidas en el área de la psicología como un miedo excesivo a objetos y/o eventos que estén vinculados a aspectos negativos de la vida del individuo.
  • Personas que acaban de vivir una situación especialmente conflictiva y muy estresante.
bromazepam

Advertencias y precauciones de uso

Este medicamento tiene algunas precauciones y advertencias que el paciente debe leer cuidadosamente, antes de ingerirlo. A continuación describimos estas consideraciones:

  • El uso prolongado de este medicamento puede ocasionar intoxicación. Para evitar esto, es necesario que la persona asista a estudios médicos con regularidad para chequear la manifestación de esta sustancia en su organismo.
  • El mismo no es recomendable que se ingiera si sufre de depresión o si los estados de ansiedad están asociados a estos sentimientos. Lo recomendable es consumirlo bajo el asesoramiento de un psicólogo.
  • En vista de que este fármaco está compuesto por benzodiacepinas, no debe ser administrado en pacientes que padecen algún trastorno psicótico, como por ejemplo, la esquizofrenia.
  • Si el medicamento se deja de consumir manera repentina es posible que el individuo desarrolle síntomas de abstinencia. Por lo que se sugiere  ir reduciendo las dosis progresivamente, bajo supervisión médica.
  • Las benzodiacepinas pueden generar un tipo de amnesia donde los nuevos recuerdos y vivencias no sean guardados en la memoria. Si las dosis son muy altas, este efecto se presenta con mayor probabilidad.
  • Si la persona padece o padeció de alcoholismo, drogadicción o farmacodependencia no es apropiado que reciba un tratamiento bajo este medicamento. En caso contrario, el mismo debe ser bajo supervisión psicológica.
  • Las precauciones durante el uso de este medicamento, en el caso de pacientes con insuficiencia respiratoria crónica, deben ser seguidas rigurosamente, dado el riesgo de depresión respiratoria.

Contraindicaciones del Bromazepam

Así como este medicamento tiene sus advertencias y precauciones para ciertos pacientes, también existen situaciones en las que no debe ser ingerirlo por ningún motivo. Dichas circunstancias se presentan a continuación:

  • No es propio que la persona ingiera este medicamento si presenta alergias o hipersensibilidad a su componente, considerando que está formulado a base de benzodiacepinas.
  • Si la persona sufre de miastenia grave, la cual está entendida como debilidad en los músculos del cuerpo. Dado que este fármaco funciona como un relajante muscular, sus efectos pueden empeorar la situación de la enfermedad.
  • Si padece de insuficiencia respiratoria severa, puesto que las propiedades relajantes del medicamento pueden tener un efecto depresivo en la respiración de la persona.
  • Si el individuo padece de alguna enfermedad asociada al glaucoma, identificado como un trastorno del globo ocular. Los efectos del medicamentos pueden hacer que la presión sanguínea en el mismo aumente y de esta forma empeorar la situación.
  • Si presenta apnea del sueño. La apnea es comprendida como una interrupción en la respiración y la misma se puede presentar en el período de sueño de la persona.
  • Si posee insuficiencia hepática, la misma está asociada con la incapacidad que tiene el hígado para cumplir su función de absorción de los residuos del fármaco, por lo que su presencia estaría por tiempo prolongado en el organismo.
  • Por último, no se debe ingerir este medicamento si la persona estuvo antes en coma, dado que el consumo del mismo puede volver a inducir este estado, si la dosis consumida es muy alta.

Embarazo y lactancia

A pesar de que no se han realizado adecuadas investigaciones de este fármaco con humanos, se tiene conocimiento de que muchos medicamentos con el compuesto de las benzodiacepinas tienen la propiedad de traspasar la placenta materna.

Algunos estudios basados en otros medicamentos similares al bromazepam, indican que la ingesta de ellos durante el primer trimestre de embarazo genera anormalidades en el organismo de los recién nacidos.

El síndrome de abstinencia neonatal, que suele ser manifestado por el bebé mediante temblores e irritabilidad, puede ser ocasionado a consecuencia de la ingesta de bromazepam por la madre durante el embarazo. Además es posible que el neonato presente flacidez y algunos problemas respiratorios.

Asimismo, se ha demostrado que el uso de este medicamento antes o durante el parto genera un estado de hipotonía en los bebés, la cual está caracterizada por un entumecimiento de las extremidades.

Bromazepam

A pesar de esto, no se encuentran datos alarmantes sobre el uso del fármaco, si las dosis son moderadas y su tiempo de ingesta no es muy prolongado. De igual manera, son muy pocas las veces en las que este medicamento es recomendado a mujeres embarazadas, por lo que su uso debe evitarse, sobretodo en el primer mes de embarazo.

Si la mujer que está bajo tratamiento con este medicamento quedara embarazada, no debe suspender abruptamente el consumo del mismo, sin antes consultar a su médico. En este sentido, si la paciente desea embarazarse lo más apropiado es esperar un tiempo prudencial luego de suspender el tratamiento con bromazepan.

Aunque la mayoría de los medicamentos formulados a base de benzodiacepinas son excretados mediante la leche materna, se desconoce si el bromazepam funciona de esta misma manera.

Se sabe que el metabolismo de los neonatos es muy lento, por lo que el medicamento estaría en su organismo durante un tiempo prolongado, aumentando el riesgo de síntomas de intoxicación (sedación, dificultades en la alimentación y pérdida de peso).

Por lo antes expuesto, se tienen dos opciones viables en el caso de mujeres en período de lactancia: la primera sería no amamantar al bebé hasta que no quede rastro del medicamento en la leche y la segunda sería dejar el tratamiento para una fecha posterior, en la cual ya no se encuentre suministrando lactancia.

Uso con otros medicamentos

En este momento expondremos una serie de medicamentos que han sido estudiados junto con el bromazepam, para conocer las reacciones de ambos mecanismos de acción sobre el organismo humano:

  • Anticonceptivos orales: Los anticonceptivos orales son pastillas dirigidas a las mujeres para la prevención de embarazos. En los estudios realizados se ha encontrado que el componente químico del bromazepan junto con los anticonceptivos tiene un efecto tóxico en el metabolismo del hígado.
  • Metoprolol: Este es un medicamento dirigido a regular la presión arterial muy elevada. El uso combinado con el bromazepam causa intoxicación.
  • Cimetidina: Diseñado para combatir las úlceras estomacales. Su uso en conjunto con el medicamento en cuestión, afecta al hígado y reduce la función de absorción del mismo.
  • Levodopa: Este medicamento está dirigido al control de la enfermedad de Parkinson, caracterizada por temblores involuntarios en las manos. La combinación de este fármaco con el bromazepam produce un efecto contrario a lo que se espera del medicamento, de esta manera lo vuelve poco eficaz.
  • Valproico: El mismo es un estabilizador de los estados de ánimo, sin embargo su combinación con el bromazepan potencia su efecto en el organismo, causando una intoxicación.

Uso en personas mayores

Los pacientes que son mayores de los 65 años, han mostrado una mayor sensibilidad al bromazepam, por lo que su efecto es mayor en el sistema nervioso central de ellos.

A propósito de esto, diversos estudios de seguimiento de casos han reflejado que los ancianos que consumen este fármaco por un tiempo prolongado, tienden a sufrir más caídas y fracturas que aquellos adultos mayores cuyo tratamiento fue a corto plazo.

En estos casos, se recomienda que la dosis se mantenga lo más baja posible, la misma puede irse aumentando de manera gradual pero con un intervalo de espera mayor, esto con el fin de reducir la intensidad de los efectos de sedación sobre sus organismos.

Efectos Secundarios

Los efectos secundarios más importantes que produce este medicamento corresponden a la dependencia, los problemas en la memoria a corto plazo caracterizados por dificultad para guardar nuevos recuerdos y poca coordinación motora. Estos efectos pueden empeorar si la persona ingiere bebidas alcohólicas durante su tratamiento.

Bromazepam

Algo peculiar con respecto a este fármaco, es que en muchas ocasiones afecta las funciones que debería mejorar, tales como nerviosismo, agresividad, episodios de irritabilidad, pesadillas y euforia.

Otros efectos comunes que se suelen presentar por el consumo de este medicamento son la fatiga, somnolencia, debilidad muscular, decaimiento emocional, confusión, mareo, ataxia (falta de control muscular) y cefaleas o excesivo dolor de cabeza.

Asimismo, entre los efectos más frecuentes que se han observado está la alteración perceptual, es decir, la persona tiende a presentar alucinaciones. Las cuales suelen manifestarse al inicio del tratamiento y van desapareciendo a medida que se reduce la dosis.

De igual manera, este medicamento tiende a generar una depresión pre-existente, lo que significa que si la persona no padecía de ella antes de consumir el bromazepam, es posible que se manifieste una vez iniciado el tratamiento.

Dosis y administración

Las dosis menores de este medicamento producen un alivio de los síntomas más recurrentes de la ansiedad (como la taquicardia, dificultad en la respiración, problemas digestivos). Por otro lado, las dosis más altas producen un efecto relajante y de sedación, lo cual puede ser perjudicial ya que induce a la dependencia.

De una manera precisa, es necesario que cada dosis se ajuste al organismo de cada paciente; por lo que todas las medicaciones son únicas. Sin embargo, existen principios básicos que se deben cumplir:

  • Lo apropiado para cada paciente es iniciar el tratamiento con una dosis baja, luego se puede ir aumentando la misma de manera progresiva hasta encontrar el punto en el cual los efectos empiecen a notarse en la forma de actuar del paciente.
  • El tiempo de duración del tratamiento con este medicamento se aconseja que sea lo más corto posible, por lo general un lapso de 8-12 semanas, debido a su poder adictivo.
  • Es crucial que al momento en que se haya cumplido el plazo del tratamiento, el medicamento sea removido de manera gradual, es decir, se reduce la dosis poco a poco. Esto se debe a que el retiro abrupto de este fármaco puede generar síntomas abstinencia.
  • La dosis recomendada para los adultos es de 1,5 mg –  3 mg y debe ser ingerida tres veces al día. No obstante, siempre se deben seguir las indicaciones dadas por el médico que recete el medicamento.
  • En el caso de los pacientes que han sido hospitalizados por agravamiento de su condición, la dosis sugerida es de 6 mg-12 mg tres veces al día.
  • En cuanto a los niños, no es recomendable que se administre este tipo de medicamento.
Bromazepam

Sobredosis

Como cualquier otro medicamento, cuando se ingiere de manera excesiva el bromazepam causa lo que se conoce como sobredosis, en donde el organismo de la persona empieza a reaccionar de manera nociva al fármaco.

La sobredosis de este medicamento compuesto a base de benzodiacepinas, se caracteriza por la manifestación de síntomas propios de la depresión a nivel del sistema nervioso central, es decir, el paciente muestra una respiración agitada y posible taquicardia, hasta caer en un estado de coma.

Por otro lado, en aquellos casos donde la ingesta del medicamento no fuera tan excesiva, los síntomas comunes serían somnolencia, confusión y fatiga. En los casos severos, los síntomas incluyen la contracción de los músculos de las extremidades, complicación respiratoria, el coma y muy rara vez, la muerte.

Bromazepam

Se debe acudir al médico de manera urgente cuando la persona presenta alguno de los síntomas mencionados, con la finalidad de verificar que ninguna de sus funciones vitales (cerebro, corazón, hígado, etc) haya sido gravemente afectada por el medicamento.

Si el paciente está consciente en el momento de la sobredosis, durante la primera hora se debe inducir el vómito. En caso contrario, se debe recurrir al lavado gástrico para poder desechar todo residuo del medicamento en su organismo.

Durante una emergencia por sobredosis, la persona necesita atención de un personal capacitado dentro del área de la salud, a fin de que le puedan suministrar los cuidados necesarios para ayudarle a superar su intoxicación y preservar su vida.

Ha sido todo por el artículo de hoy, esperamos que la información proporcionada haya sido de gran ayuda. Le hacemos la invitación a leer también: Haloperidol y Oxcarbazepina