Pectox Lisina: Aclare sus dudas acerca de este fármaco

La Pectox Lisina es un medicamento indicado para el tratamiento de la secreción mucosa habitualmente ocasionada por enfermedades broncopulmonares agudas y crónicas; por lo cual se trata de un mucolítico y expectorante, que cuenta con un mecanismo de acción mediante el cual normaliza la fluidez y viscosidad de las secreciones nasales y bronquiales. Te invitamos a descubrir su importante información, evitando en todo momento la automedicación.

Pectox Lisina

¿Qué es la Pectox Lisina?

La Pectox Lisina es un componente activo, que junto con otros elementos como son aspartamo, ácido cítrico anhidro, sílice coloidal hidratada, manitol, esencia de toronja, de naranja y jugo de naranja; forma un medicamento empleado para el tratamiento de las enfermedades broncopulmonares presentadas por algunos pacientes.

El medicamento actúa directamente sobre la formación de la flema o el moco de manera que logra normalizar su fluidez y viscosidad, con lo cual se  evita la acumulación de secreciones, controlando su retención a nivel bronquial.

Es así como la aplicación de la Pectox Lisina permite que se restablezca la expectoración dentro de los bronquios y que el paciente cuente con una respiración normal. Aunque se debe destacar que el efecto del medicamento se prolonga, generalmente luego de su administración en dosis elevadas, durante varios días a pesar de haberse suspendido el tratamiento.

A manera informativa es oportuno mencionar que la Lisina es un aminoácido, componente presente en las proteínas, el cual generalmente es sintetizado por los seres vivos. La cual además participa en el desarrollo muscular, la producción de hormonas, absorción de calcio, desarrollo de las enzimas y obtención de los anticuerpos, necesarios para el adecuado funcionamiento del cuerpo humano.

Es considerada también como uno de los aminoácidos que son esenciales dentro del organismo y que deben ser incluidos dentro de la dieta alimenticia de todas las personas, con la finalidad de conservar su salud.

¿Para qué sirve?

La Pectox Lisina, por ser un mucolítico y expectorante, es empleada para el tratamiento de las enfermedades broncopulmonares que están caracterizadas por la presencia de abundantes mucosidades, que son difíciles de expulsar por parte de los pacientes, lo que en consecuencia les dificulta la respiración.

Cuando se hace referencia al término broncopulmonar, por un lado se están considerando a los bronquios, que son el mecanismo mediante el cual le llega el oxígeno a los pulmones, durante la acción de realizar el proceso de la respiración.

Por otro lado con el término pulmonar se está identificando a pequeños sacos de aire, que se encuentran en los alvéolos pulmonares, y gracias a los cuales se puede producir el intercambio de oxígeno y dióxido de carbono, acción indispensable para la vida de los seres humanos.

Con la utilización de la Pectox Lisina, se busca que el paciente cuente con un tratamiento que le permita facilitar la expulsión de las mucosidades adheridas a las paredes de sus bronquios y que con ello se normalice su respiración, favoreciendo de manera general toda su condición física.

Pectox Lisina

¿Cómo tomar Pectox Lisina?

Los tratamientos mediante Pectox Lisina deberán ser establecidos por el médico tratante en función de la sintomatología presentada por cada paciente de manera particular; debido a la condición física que de manera específica se presentan en cada persona, al igual que la gravedad de su problema respiratorio.

Por lo tanto, se recomienda en todo momento seguir rigurosamente las instrucciones de administración que sean indicadas por el profesional de la salud. Además de que ante cualquier duda, se debe consultar nuevamente con el médico.

La Pectox Lisina ha sido creada para ser ingerida por vía oral, para lo cual viene en presentaciones mediante tabletas, jarabe y granulados adecuados para la preparación de soluciones bebibles que se pueden encontrar mediante sobres de una sola toma.

Pectox Lisina

La dosis generalmente recomendada, suele ser establecida a manera informativa de la siguiente forma, considerando de que debe ser administrada antes de la comida:

  • Para Adultos y Adolescentes, en caso de emplear el granulado, un sobre de Pectox Lisina contentivo de 2,7 gramos de Carbocisteina sal de Lisina, tomado una vez al día. El cual deberá ser preparado en un vaso con agua al que se agrega el contenido del sobre, agitándolo hasta que se disuelva completamente y posteriormente ingerirlo.
  • Niños con edades comprendidas entre los dos y los doce años, se emplea el contenido de medio sobre, una vez al día; preparado en medio vaso de agua, de igual manera agitándolo bien con una cucharilla, para luego ser tomado.

Dentro de las consideraciones a tener en cuenta durante el tratamiento con Pectox Lisina y luego de su ingesta, se destaca que nunca se debe tomar una cantidad mayor de la recomendada; y en caso de hacerlo por error, debe llamar a su médico, especialmente si se perciben algunos síntomas o trastornos físicos fuera de lo común.

Además es necesario que el paciente consuma una abundante cantidad de agua durante el tratamiento, ya que con esto se favorecen los efectos de la carbocisteína y la fluidificación de las mucosidades dentro del organismo.

Por otra parte no se debe interrumpir de manera abrupta el tratamiento, en virtud de que no se alcanzarían los efectos deseados con el mismo para mejor su enfermedad; espere en todo momento las indicaciones de su médico, siguiendo rigurosamente tanto las medidas en cuanto a su dosis, como la duración de todo el tratamiento.

Efectos secundarios

Este fármaco tiene como su principio activo al carbocisteinato de lisina, más algunos otros componentes que se han considerado anteriormente; por lo cual a pesar de ser un producto generalmente bien tolerado por la mayoría de los pacientes; se han registrado en algunos casos una serie de síntomas tras su consumo, como posibles efectos secundarios.

A pesar de que estas manifestaciones no se presentan por igual en todos los pacientes y que su intensidad puede variar de una persona a otra; igualmente es importante conocer cuáles son los trastornos físicos que puede experimentar al seguir un tratamiento con Pectox Lisina, al respecto de describe a continuación:

  • Trastornos a nivel gástrico.
  • Posibles náuseas, vómitos o diarrea.
  • Erupciones o irritaciones cutáneas, síntomas de una posible alergia.

Ante cualquiera de estos síntomas o cualquier otro que pueda experimentar luego del consumo de la Pectox Lisina, es importante que consulte inmediatamente a su médico.

Contraindicaciones

La Pectox Lisina no debe ser administrada en pacientes que sean hipersensibles al Carbocisteinato de Lisina o a cualquiera de los otros componentes presentes en este tipo de fármaco, pues podrían padecer una reacción alérgica bastante grave para su salud.

Tampoco es recomendable que sea empleada con aquellos pacientes que presentan úlcera gastroduodenal activa, debido a que este tipo de medicamento puede agravar esta condición; la misma advertencia existe para personas con problemas de asma, o antecedentes de cuadros clínicos sobre insuficiencia respiratoria grave.

No debe ser empleado en niños menores de dos años y deberá ser evitado su uso en todas aquellas personas a las que se le compruebe incompatibilidad a los tratamientos mediante cisteína.

Su utilización con pacientes que presentan insuficiencia hepática o renal, deberá se mediante una estricta precaución, debido a que este medicamento tiene el riesgo de acumularse en estos órganos.

Finalmente, este es un fármaco expectorante que está indicado para el tratamiento de los procesos bronquiales, por lo que luego de ser ingerido por el paciente, se absorbe rápidamente dentro de su organismo con una máxima concentración , dentro del tejido pulmonar en las dos primeras horas, para ejercer su acción expectorante sobre el moco respiratorio; luego de realizar todo su metabolismo interno, es excretado mediante la orina, empleando la vía renal.

Pectox Lisina

Embarazo y lactancia 

Hasta el momento los estudios que se han realizado en cuanto al uso de la Pectox Lisina, no han arrojado resultados de riesgo para la condición física del feto. Pero estas conclusiones se realizaron con investigaciones mediante trabajos de laboratorio con animales, por lo que se debe tener presente que no son resultados adecuados o controlados, para brindar seguridad a las mujeres embarazadas ante el uso de este medicamento.

En conclusión, no se debe administrar la Pectox Lisina con mujeres embarazadas a menos que su médico tratante considere que el beneficio para la madre es mayor que el perjuicio para su bebé.

Tampoco se dispone de información adecuada, sobre el hecho de que la Pectox Lisina sea o no excretada mediante la leche materna, por lo que de igual manera se sugiere que se evite el uso de este tipo de medicamento, durante este período.

Es importante que cualquier paciente al cual le sea indicado el consumo de la Pectox Lisina mediante récipe médico, antes de iniciar el consumo de este medicamento, lea detenidamente toda la información contenida en el prospecto que viene adjunto en el empaque.

Aunque sea necesario el consumo de este tipo de fármaco, nunca está de más conocer toda la información detallada del producto, especialmente cuando no la tenga bien clara luego de las indicaciones de su médico, recuerde que siempre es preferible prevenir que lamentar, evite la automedicación.

Si el contenido de este artículo sobre la Pectox Lisina le ha permitido ampliar sus conocimientos, le invitamos a que continúe con la lectura de los temas sugeridos a continuación:

(Visited 410 times, 1 visits today)