Sobre del Hipotiroidismo: síntomas, causas y tratamientos

El hipotiroidismo es una enfermedad más común de lo que nos parece, se trata de una disminución en la producción de hormonas esenciales que intervienen en el proceso metabólico, lo que repercute en el funcionamiento  de  otros procesos vitales, afectando la salud de las personas de diversas formas. Continuar la lectura del artículo le permitirá conocer todo, sobre el Hipotiroidismo. Recuerde si reconoce alguno de los síntomas, visite a su médico. No se automedique.

HIPOTIROIDISMO

¿Qué es el hipotiroidismo?

El hipotiroidismo es una enfermedad que se desarrollo en las glándulas tiroides afectado las funciones que desarrolla esta glándula. El hipotiroidismo es una enfermedad más común de los que las personas conocen, generalmente las personas reconocen la enfermedad cuando se habla de la tiroides.

La tiroides como la conocemos es en realidad una glándula que se encuentra ubicada en el cuello, específicamente por debajo de la laringe y por encima del esternón, la tiroides es una glándula endocrina, por lo tanto, su función es la generación de hormonas. Las hormonas que son producidas por la glándula tiroidea se conocen como las T4 y T3.

De allí radica la importancia que esta glándula funcione de manera óptima, porque las hormonas son las compuestos químicos que utilizando el flujo sanguíneo como vehículo, llevan la información a otras partes del cuerpo.

Las hormonas que se producen en la glándulas tiroideas intervienen en el metabolismo, por lo tanto, siendo este proceso el que regula el funcionamiento de todas las células presentes en nuestro organismo, el desequilibrio del mismo por la ausencia de hormonas tiroideas, pone en riesgo el funcionamiento de órganos vitales, como el cerebro, el corazón, las funciones musculares, entre otras.

HIPOTIROIDISMO

El hipotiroidismo afecta la producción de hormonas tiroideas, por lo tanto, la disminución de ellas en el torrente sanguíneo, tendrá repercusión en las otras funciones orgánicas. Pero vamos a entender como es afectado el proceso para que se produzca la disminución en la producción de hormonas. El ciclo de la producción hormonal tiene su origen en la glándula pituitaria, está glándula tienen un tamaño minúsculo en comparación a la glándula tiroidea y se ubica en la base del cerebro.

Es ella la que va a controlar los niveles de hormonas que estarán en el torrente sanguíneo, por lo tanto, dependerá de ese nivel para que la glándula pituitaria le envíe el mensaje a la glándula tiroidea para que produzca más hormonas, y cómo lo hace, precisamente a través de una hormona, que estimulará a la glándula tiroidea.

Se trata entonces como podemos observar de un ciclo, que se mantiene en funcionamiento, por los cambios en los niveles hormonales. Cuando bajan los niveles de hormonas tiroideas en la sangre, la pituitaria envía una señal a la tiroides,  para que produzca más hormonas y cuando se llegan a los niveles necesarios en sangre, la pituitaria deja de enviar la señal. Este ciclo debe estar perfectamente engranado, para mantener niveles saludables, en las cantidades necesarias.

Esta es una enfermedad que afecta frecuentemente a las mujeres adultas y personas mayores, sin embargo, se pueden hacer presentes incluso en niños recién nacidos y personas de cualquier edad. Generalmente los hombres se refieren a las mujeres como seres hormonales y necesariamente ambos somos hormonales, sin embargo, las mujeres son mucho más afectadas por esta enfermedad que los hombres.

HIPOTIROIDISMO

Los procesos menstruales, los periodos de gestación y la cantidad de partos, influyen significativamente en aumentar la probabilidades de desarrollar está condición de hipotiroidismo, es por ello, que las mujeres son más afectadas que los hombres.

Existen varios tipos de hipotiroidismo, los cuales están clasificados dependiendo del órgano involucrado. Se habla de Hipotiroidismo primario, cuando la glándula tiroidea no está funcionando de manera correcta y puede atrofiarse, por lo que puede producirse un aumento anormal de su tamaño. Este aumento anormal de la glándula se conoce con el nombre de bocio.

También se reconoce el Hipotiroidismo secundario, cuando el trastorno se produce por el mal funcionamiento de la hipófisis, es decir, la hipófisis es incapaz de emitir la señal hacia la glándula tiroidea para que produzca hormonas. Por  último y no menos importante es cuando se encuentra afectado el hipotálamo, que es una parte del cerebro que se encarga de estimular a la hipófisis, para que esta emita la señal a la glándula tiroidea. Este es el tipo de Hipotiroidismo terciario.

Causas

Existen múltiples causas que pueden provocar que una persona sufra de hipotiroidismo, quizás la cantidad de factores que pueden promover el desarrollo de esta enfermedad, sea la causa de que el hipotiroidismo sea más frecuente de lo deseado. Una de las causas que puede inducir el inicio de problemas de hipotiroidismo está relacionada con las acciones erróneas de nuestro propio sistema inmunitario, siendo una de las más comunes.

HIPOTIROIDISMO

Nuestro propio sistema inmunitario por una lectura errónea de las hormonas producidas por la glándula tiroidea, la identifica como una posible amenaza, por lo que pone en marcha la defensa en contra del supuesto invasor. Dentro de las enfermedades autoinmunes se encuentra la tiroiditis atrófica. Con un nombre similar, también se encuentra reconocida como una causa de hipotiroidismo el desarrollo de una enfermedad autoinmune llamada Tiroiditis, siendo la más común.

Curiosamente esta enfermedad provoca que la glándula tiroidea de una manera temporal produzca una cantidad de hormonas excesiva, las cuales son liberadas a la sangre de una manera repentina e inesperada. Posterior a este periodo de hipertiroidismo, se desarrolla el hipotiroidismo.

Los procesos de hipertiroidismo se suelen presentar con mayor regularidad en periodos postparto. También al igual que la tiroiditis la cual puede desarrollarse en los periodos de gestación, así como también luego del parto, las mujeres pueden desarrollar hipotiroidismo.

Como mencionamos el hipotiroidismo se puede presentar en personas de cualquier edad, sin embargo, cuando el problema en la producción de hormonas tiroideas se genera desde el nacimiento del bebé, entonces hablamos de un hipotiroidismo congénito.

HIPOTIROIDISMO

Las causas que se han identificado que se encuentran asociadas a esta patología, están la ausencia de desarrollo normal de la glándula, así como también el déficit de yodo. El yodo está identificado como un mineral esencial para la producción de  hormonas  tiroideas. Existe un caso clínico reconocido a nivel mundial, como era el desarrollo de bocio en una población andina de Venezuela.

Las investigaciones arrojaron que se debía a la falta de yodo, el cual como mineral básico debía estar presente en las personas. Esta patología se corrigió agregando yodo a la sal utilizada en la cocina para la elaboración de los alimentos, lo que corrigió la patología de manera histórica. Otra causa se debe a los  procesos inflamatorios que se puedan generar en la glándula pituitaria, pueden traer como consecuencia una disminución de producción de hormonas.

Existen personas que tienen una predisposición genética a desarrollar hipotiroidismo, este tipo de pacientes son en extremos sensibles a presentar la enfermedad si se encuentran bajo tratamiento con medicamentos como el interferón, jarabes expectorantes, litio, entre otros, que pueden promover el desarrollo de un hipotiroidismo.

Hay patologías de base como la sarcoidosis, que se trata de una enfermedad en la que se produce el crecimiento de granulomas, en cualquier parte del cuerpo, que también hacen sensible al paciente de sufrir hipotiroidismo.

La necesidad de remoción de parte o de la totalidad de la glándula por el desarrollo de tumores cancerígenos, la presencia del desarrollo de nódulos, será una razón para sugerir la intervención quirúrgica, por lo que esa persona será hormonalmente dependiente de por vida.

Síntomas del Hipotiroidismo

Son diversos los síntomas que se pueden presentar por el desarrollo de hipotiroidismo, recordemos que las hormonas producidas por la glándula intervienen en los procesos metabólicos, por lo tanto, son muchas las funciones que se pueden ver afectadas o modificadas de manera parcial o total Cuando se producen desequilibrios hormonales, los efectos emocionales en la persona afectada pueden hacerse verdaderamente notorios, entre los que se pueden identificarse los cambios de humor.

Generalmente las personas con problemas de tiroides suelen tornarse de muy mal humor o en caso totalmente contrario, presentar episodios depresivos.  Como señalamos con anterioridad se pueden presentar síntomas que se pueden expresar en el cambio del ritmo cardiaco, por lo que los pacientes con hipotiroidismo, pueden presentar arritmias.

La interferencia en los procesos metabólicos puede provocar periodos de fatiga, cansancio y mucho sueño en horas inusuales. Un síntoma muy común es el desarrollo de sobrepeso, periodos irregulares en la menstruación. La irregularidad menstrual puede provocar que las mujeres tengan inconvenientes para quedar embarazadas.

Nuestro cabello, uñas y piel pueden también tener efectos debido al hipotiroidismo, el cabello se debilita al igual que las uñas y nuestra piel puede tornarse reseca y sensible.  Se pueden presentar problemas de retención de líquido, por lo que se hichan nuestros párpados, manos y pies.

Podemos identificar que se trata de síntomas que pueden presentarse en otras patologías, pero los síntomas indicados, sirven como una punto de atención para realizar la pesquisa y el diagnóstico de hipotiroidismo.

Diagnóstico y tratamiento

Si un paciente va a una consulta porque tiene una sintomatología que reconoce que no es normal en él, lo primero que realizará el médico especialista, luego de la revisión física, es un análisis de sangre. Si el médico sospecha la posibilidad de que el paciente puede estar desarrollando hipotiroidismo, solicitará en el análisis de sangre el nivel de la hormona estimuladora de la tiroides.

Esta hormona es llamada clínicamente TSH. También solicitará los niveles de tiroxina. Adicionalmente un hemograma sanguíneo, debido que el médico debe identificar qué se encuentra modificado o afectado por el hipotiroidismo, por lo tanto, solicitará niveles de triglicéridos, colesterol, enzimas, entre otros, valores que respalden la sospecha de un caso de hipotiroidismo.

Si el paciente tiene presencia de un crecimiento fuera de lo normal en el área del cuello, con toda seguridad el médico solicitará la realización de una exploración ecográfica, para realizar el diagnóstico de bocio.

Los tratamientos se van a fundamentar en la causa y tipo de hipotiroidismo diagnosticado y por supuesto será un tratamiento particular para cada paciente. Es importante recordar que no se deben automedicar, esto solo puede incrementar el riesgo de desarrollar complicaciones asociadas a la enfermedad.

Se tomarán en cuenta patologías de base, tratamientos previos, procedimientos médicos anteriores al desarrollo del hipotiroidismo, la edad del paciente, entre otros factores, que determinarán el éxito del tratamiento.

Frecuentemente los médicos especialista prescriben la ingesta de Levotiroxina, que es un medicamento, que tiene un principio activo de origen sintético de tiroxina, el cual será el sustituto de las hormonas producidas por la tiroides.

La dosis dependerá de cada paciente y además se debe realizar un seguimiento y control cada cierto tiempo, para identificar si hay que modificar la dosis prescrita. Hay buenas noticias con respecto a esta enfermedad, la mayoría de las personas que son diagnosticadas con hipotiroidismo, suelen recuperarse y pueden llevar una vida normal.

Es importante que los médicos tratantes de la enfermedad que detecten episodios depresivos en el paciente, también sugieran el tratamiento psicológico y refieran al paciente con la patología de base al especialista, con la finalidad de complementar el tratamiento y el paciente puede mejorar su calidad de vida.

Con respecto a los cambios de humor es necesario informar a los familiares que viven con el paciente, que ha sido diagnósticado con hipotiroidismo. Hacerles saber de la probabilidad de reacciones exacerbadas, las cuales deben ser manejadas, en el núcleo familiar, debido a que son respuestas promovidas por la enfermedad base. Esto ayudará a sobrellevar la convivencia en el núcleo familiar, disminuyendo las consecuencias asociadas, mientras se obtienen los resultados con el tratamiento adecuado.

Complicaciones

El hipotiroidismo debe ser atendido al primer momento de tener la sospecha de sufrir la enfermedad, no prestarle atención a esta patología por no presentar síntomas que afecten de una manera considerable a la persona que la padece, puede llevar a que con el tiempo se presenten complicaciones, en las que se puede comprometer la vida del paciente.

Dentro de las dificultades que se pueden desarrollar se encuentran problemas cardiovasculares, debido al sobrepeso que pueden desarrollar los pacientes, también problemas hepáticos tras el desarrollo de un hígado graso.

También el desarrollo de bocio es una complicación asociada al hipotiroidismo. Es recomendable ponerse en manos de un especialista  que diagnostique la enfermedad y poder sobrellevarla en caso de no tener cura y tener una vida saludablemente controlada.

Si este artículo ha sido de su agrado le invitamos a continuar la lectura de los enlaces que recomendamos a continuación:

(Visited 45 times, 1 visits today)