Bleomicina: para qué sirve, mecanismo de acción, dosis y mucho más

La bleomicina, se usa sola o en conjunto con otros fármacos para tratar el cáncer de cabeza y de cuello, el cáncer de pene, de vulva, entre otros.
Bleomicina

Nota Importante

Este artículo es completamente de índole informativo, no pretendemos minimizar la opinión médica, muy al contrario, antes de comenzar un tratamiento bajo este medicamento por favor visite a su médico de cabecera para que este pueda realizarle un chequeo médico e indicarle las dosis exactas para usted y para el tipo de enfermedad que lo ataca. No se auto medique ya que esto podría ser bastante perjudicial para su salud.

¿Qué la bleomicina?

Principalmente hablaremos un poco de cómo está contenido este fármaco, la bleomicina es una combinación de 13 glicopéptidos separados del caldo de cultivo de los hongos, la cual son denominados Streptomyces verticillus. Cabe destacar, que el primer elemento que contiene este fármaco es el péptido A2, la cual dentro de su fórmula se estima que se puede encontrar en un 70% aproximadamente.

Este medicamento es considerado de primera línea para tratamientos de quimioterapia anticanceroso, se clasifica dentro de los fármacos que son denominados «antibióticos antitumoral».

¿Para qué sirve el sulfato de bleomicina?

Este fármaco se aplica frecuentemente en el ámbito clínico para enfermedades como el Hodgkin, linfoma no Hodgkin, cáncer testicular, y los cánceres de células escamosas de cabeza y cuello, el pene, el cuello uterino y la vulva. Muchos especialistas indican que la bleomicina también se puede usar como un esclerosante en los tratamientos para tratar casos de pacientes con derrames pleurales. (Ver articulo: procarbazina)

Bleomicina

Cómo se administra Bleomicina

Se suele administrar como una solución en una vena, es decir, vía intravenosa (IV).

Se suele administrar como inyección vía intramuscular (IM).

Se suele administrar como inyección por debajo de la piel, es decir, como inyección subcutánea.

También se suele administrar como como inyección intrapleural, es decir, en la abertura pleural, lo cual es el lugar que se encuentra entre el tejido que envuelve el pulmón y la pared torácica. Esta manera de administrar el medicamento se realiza para poder tratar una efusión pleural maligna, la cual está contenido por líquido). Esta técnica es conocida también como esclerosis o pleurodesis:

Dicha técnica suele realizarse insertando una sonda pleural en la abertura pleural y se procede a drenar el líquido, lo cual puede llevarse algunos días lograr la completa extracción de líquido y para finalmente introducir la quimioterapia en la sonda pleural. Ahora bien, la quimioterapia cumple con la función de lograr que el pulmón se una a la pared pleural, lo que ocasiona que el mismo se relaje y se quede se esta manera.

Vale la pena acotar, que la quimioterapia intrapleural se usa específicamente para poder calmar síntomas. También es importante aclarar que la bleomicina no cuenta con una formula específica en sus tabletas.

Es muy importante que tenga en cuenta, que las dosis que el paciente va a recibir y el método de administración van a depender de muchas cosas, incluyendo el peso y la altura de la persona, así como también el estado en que se encuentra su salud y los problemas de salud que pueda tener, también va a depender del tipo de cáncer que tenga y por supuesto será el médico especialista quien tomará la decisión en cuanto a dosis, manera de administración y régimen del tratamiento.

Bleomicina

Mecanismo de acción

Es a través de la combinación directa al ADN que este fármaco tiende a desempeñar todos sus fines citotóxicos. En otras áreas del cuerpo donde puede existir labores citotóxicas encuadran ciertos fines en la peroxidación lipídica y la degradación oxidativa del ARN. Ahora bien, tenemos que la bleomicina tiende a desempeñar algunos fines sobre el ADN mediante un procedimiento la cual consta de varios niveles.

Para comenzar, tenemos que en un comienzo se produce un complejo bleomicina-(Fe)-oxígeno, dicho complejo se produce estando la asistencia del ADN, la cual lo ayuda a nivelarse. La combinación entre el complejo de bleomicina al ADN, se lleva a cabo mediante varias series de nucleótidos que se dan por actuaciones reciprocas electrostáticas y la intercalación parcial de bleomicina.

Para culminar, el mencionado complejo de bleomicina tiende a operar como si fuera un óxido ferroso cuando se está produciendo el proceso de escisión del ADN, lo que trae como consecuencia las roturas del mono- y doble filamento.

Bleomicina

Adicionalmente, según los expertos en estos casos, indican que las células se vuelven mucho más sensibles a la bleomicina cuando se encuentra en la etapa G2 p etapa M del periodo celular. A pesar de que en la etapa G2 la toxicidad es más elevada, lo que no se sabe con certeza es que si la bleomicina una faena especifica que van dirigida a las células en división rápida o para las células que no tienen por qué dividirse.

En a los aspectos de la resistencia de este medicamento, se puede describir, el incremento de la bleomicina, así como también una reducción de la retención del medicamento y el incremento de la reparación del ADN. Ahora bien, es importante acotar en este punto, que la bleomicina hidrolasa puede transformar a la bleomicina en una forma pasiva, la cual estará relacionada directamente con el incremento de los niveles de esta enzima con referencia al aguante a este medicamento.

Ciertamente, los tejidos ordinarios que contienen elevados niveles de dicha enzima como puede ser el hígado, el bazo y la médula ósea, tienden ser mucho menos sensibles a los fines tóxicos con los que cuenta este medicamento.  Para concluir, este fármaco, es decir, la bleomicina no tiende a ser perjudicada por la glicoproteína P, la cual se cual se encuentra compilada por el gen MDR que es el gen de aguante multifármaco.

Farmacocinética

Para comenzar, este fármaco según los estudios clínicos se ha podido determinar que tiende a segregarse poco mediante el tracto gastrointestinal y la vía por la cual debe ser administrado es la parenteral, es decir, que no sea vía digestiva. Luego de que este medicamento es administrado vía intravenosa, la bleomicina se esparce a los lugares intracelulares y extracelulares en aproximadamente 10 o 20 minutos.

Cuando la administración de la bleomicina se realiza a través de la vía intramuscular, las densidades máximas son una décima parte de las que se suelen producir cuando este medicamento se administra por vía intravenosa. Ahora bien, este medicamento se esparce primeramente por los tejidos de la piel, los pulmones, los riñones, el peritoneo, y vasos linfáticos y según los expertos tan solo el 10% del fármaco que se administra se unifica a las proteínas plasmáticas.

Al mismo tiempo, este medicamento tiende a presenciar un tipo de cambio bastante amplio debido a la bleomicina-hidrolasa, lo cual es considerada como una cisteína-proteinasa. Dicha bleomicina hidrolasa se puede encontrar en un gran número de tejidos, dejando a un lado a los pulmones y la piel, debido a que son lugares donde se encuentra una mayor toxicidad del fármaco.

Bleomicina

Con relación al proceso de excreción del medicamento, podemos indicar que se realiza específicamente por los riñones. Cuando la persona consume una dosis de bleomicina, un porcentaje aproximado entre el 45 al 70% de la misma se puede detectar en la orina dentro de las 24 horas en que fue administrada la dosis.

En cuanto a la semivida del fármaco, y en referencia a aquellas personas que tienen una función renal norma,l es de aproximadamente de 2 a 4 horas. Ahora bien, el aclaramiento de la bleomicina tiene una conexión específica con el aclaramiento de creatinina.

Ahora bien, este fármaco y según la opinión de muchos especialistas se les puede administrar a los pacientes en las zonas pleurales o peritoneales, y gracias a varios estudios clínicos se ha podido determinar que el 45% de la dosis administrada a un paciente se impregna de manera sistemática, pero cuando se habla de las concentraciones cavitarias, estás suelen ser mucho más elevadas que las concentraciones plasmáticas. Es válido acotar que el 17% de una dosis intrapleural se puede detectar en la orina.

En último lugar, indicamos que en aquellos pacientes que cuenten con niveles de aclaramiento de creatinina menores a 50 ml / min, debe ser estrictamente necesaria un ajuste de la dosis del medicamento, ya que la toxicidad pulmonar puede ser mucho más elevada debido a que la dosis no logra ser cambiada en relación a la disfunción renal. Este medicamento no tiende a ser excluido a través de hemodiálisis.

Toxicidad

En cuanto a ese punto, comenzaremos indicando que el potencial que tiene este medicamento en el ámbito carcinogénico es completamente anónimo en los seres humanos, ya que se han realizado estudios, donde han sido utilizados ratas macho y donde logró observar un incremento de la incidencia de hiperplasia nodular luego de la producción del cáncer de pulmón, la cual fue provocado por nitrosaminas, la cual fue tratada con bleomicina. (El siguiente articulo: Bendamustina puede ser de su interés)

Bleomicina

Ahora bien, en estudios diferentes se realizó un experimento donde se les indicó o se les administró a las ratas una dosis de 0,35 mg/kg cada semana, vía inyección subcutánea, vale destacar que estas dosis que esta dosis se considera que equivale el 30% de una dosis que frecuentemente se le indica a un paciente humano.

En cuanto a los resultados de la autopsia, se logró demostrar la presencia de fibrosarcomas, así como también la aparición de muchos tumores renales. Todo esto nos indica que este medicamento puede alterar las estructuras del ADN tanto in vitro como in vivo, pero aun así en la actualidad no se han realizado estudios específicos donde se busquen los efectos que tiene este medicamento en la fertilidad.

Nombre comercial

Blenoxane®

Indicaciones y Dosis

A continuación le daremos una lista mucho mas especifica de las enfermedades que son tratadas con este medicamento, así como también de las dosis que son altamente recomendadas para cada persona según el tipo de enfermedad que lo afecta.

Para el régimen de la enfermedad de Hodgkin

Principalmente es muy importante aclarar, que existe una gran probabilidad de generarse una reacción anafiláctica en aquellos pacientes que sufren de linfoma, por cual se debe proceder de la siguiente manera: Administrarle al paciente por lo menos 2 unidades, puede ser menos vía intravenosa, vía intramuscular o por vía subcutánea, solo para las primeras dosis, o puede ser solo una de prueba.

El paciente se debe someter a una supervisión médica que deberá durar 24 horas, para los casos en que no se observe ningún tipo de reacción, se deben comenzar a administrar las dosis habituales.

Ahora bien, para los casos de adultos y niños, se utiliza la administración del medicamento vía parenteral, las dosis recomendadas por los expertos es de 5.20 unidades/m2 (0,25 a 0,5 unidades/kg). La administración de la dosis puede ser por vía intravenosa, intramuscular o subcutánea, la cual deben colocar al paciente de una o dos veces por semana.

Con relación al uso de este medicamento en conjunto con otros, como por ejemplo: doxorubicina, vinblastina y dacarbazina que son frecuentemente utilizados en los tratamientos para tratar la afección de Hodgkin. Los especialistas aconsejan que la bleomicina sea indicada en dosis de 10 unidades/m2 la cual debe ser administrada vía intravenosa.

Luego de tener una contestación por parte del paciente, del 50% aproximadamente, se le debe indicar una dosis de sostenimiento, la cual deberá ser de 1 unidad por día o 5 unidades semanales, la cual pueden ser administradas por vía intravenosa semanal, intramuscular o subcutánea.

Según las estadísticas de los reportes que han sido revisados la mejoría de los pacientes se considera rápida, ya que muchos de ellos han mostrado un mejor semblante después de tener 2 semanas con el tratamiento. Vale la pena destacar que si en ese tiempo, es decir, las 2 semanas mencionadas anteriormente,  no se observa ningún tipo de recuperación, entonces no hay muchas probabilidades de que ese paciente tenga beneficios con el paso del tiempo.

https://www.youtube.com/watch?v=bEBIXpC6J9A

Para el régimen del linfoma no Hodgkin

En el caso de los niños y adultos, la administración de este medicamento será preferiblemente por vía parenteral. Si se va a utilizar la bleomicina por sí sola en el tratamiento, la dosis que los especialistas recomiendan es de 10 a 20 unidades/m2 (0,25 a 0,5 unidades/kg), la cual como siempre especificamos puede ser por vía intravenosa, intramuscular o subcutánea y debe ser administrada al paciente 1 o 2 veces por semana.

Muchos otros especialistas utilizan otros regímenes de tratamientos que por supuesto incluyen a este medicamento, estos médicos tiendan a cambiar las dosis. Ahora bien, en las terapias de CHOP-Bleo se usan comúnmente dosis iguales de 15 unidades, la cual se le administra al paciente en el primer día y también en el día quinto junto con otros medicamentos como: ciclofosfamida, doxorrubicina, vincristina y prednisona.

Hay también otro régimen de terapia que es conocida como, m-BACOD, en dicha terapia se utiliza una dosis del medicamento, es decir, de la bleomicina de 4 unidades/m2 que debe ser administrada vía intravenosa el primer día.

Para el régimen del linfoma cutáneo de células T

Cuando el medicamento se aplica vía intravenosa en adultos, los especialistas recomiendan que se utilicen 15 unidades la cual se deben dar al paciente por los menos 2 veces por semana, en combinación a otros medicamentos como la vinblastina y prednisona. Estas dosis tienen un límite máximo de hasta 300 unidades, eso si el paciente cuenta con una buena función pulmonar.

https://www.youtube.com/watch?v=W90GDvlg7FY

Para el régimen de cáncer de cuello uterino y otros

Cáncer de cabeza y cuello, cáncer de pene, o cáncer de la vulva, principalmente el cáncer de células escamosas

En este tipo de enfermedades es usual que el medicamento sea administrado por vía parenteral. Cuando se está hablando de pacientes adultos, las dosis que se les deben recetar con de 5 a 20 unidades, es decir, 0,25 hasta 0,5 unidades/kg que pueden ser administradas por vía intravenosa, intramuscular y subcutánea, la cual deben recibir 1 o 2 veces por semana.

Ahora bien, está comprobado que el cáncer de células escamosas tiende a arrojar una respuesta mucho más lenta en comparación a otros canceres, es decir, que si existe alguna mejoría en el paciente, la misma no será vista, sino dentro del transcurso de la semana número tres del tratamiento. Según las estadísticas, la respuesta que pueda tener el paciente en relación al medicamento suele ser muy poca sobre todo en pacientes que padecen de cáncer de cuello.

En muchos lugares suelen también administrar este medicamento a través de la vía intraarterial, en adultos, la dosis que se suele utilizar es de hasta 60 unidades/ por día. Se usa esta vía indicada anteriormente para poder asegurarle al paciente que tendrá una más elevada concentración en relación al tratamiento para el cáncer de células escamosas del cuello uterino y del cáncer de cabeza y cuello.

Bleomicina

Para el tratamiento de cáncer testicular, coriocarcinoma y teratocarcinoma

Para estos casos la administración  del medicamento se realiza por vía parenteral, en adultos, se suele utilizar dosis de 10 a 20 unidades/m2, es decir, 0,25 hasta 0,5 unidades/ kg la cual puede ser colocada al paciente por vía intravenosa, intramuscular o subcutánea, la cual también debe recibir de 1 a 2 veces por semana.

Ahora bien, en estos casos también existen terapias de combinación, la cual, engloban a la bleomicina con dosis de 30 unidades por vía intravenosa y se le coloca al paciente en el segundo, noveno y dieciseisavo día junto con cisplatino y etopósido.

Este régimen es conocido como BEP. La respuesta positiva que suele dar el paciente, lo hace dentro de las 2 semanas en que ha sido administrado el medicamento, como en anteriores casos, si en ese plazo el paciente no da señales de mejoría, entonces hay pocas probabilidades de que exista alguna.

Bleomicina

Tratamiento del sarcoma de Kaposi

En cuanto a esta enfermedad en particular la administración de la bleomicina será por vía intravenosa, en los adultos, se debe utilizar una dosis de 15 unidades, la cual se le deberá administrar cada 2 semanas utilizando también otros medicamentos como la doxorrubicina y vincristina.

Para tratamientos de la ascitis maligna o derrame pleural maligno

En este caso la administración de este fármaco es por vía intracavitaria, en adultos, se debe utilizar una dosis de 60 unidades, la cual se deben mezclar con solución salina normal, la cantidad puede variar de 50 a 100 ml. Esta fórmula deberá ser administrada al paciente en la zona pleural o en la zona peritoneal.

https://www.youtube.com/watch?v=Ii_j5K3Wsj0

Interacciones con otros fármacos

Hay que tener mucho cuidado con el medicamento conocido como cisplatino, ya que el mismo puede perjudicar la expulsión renal de la bleomicina con el paso del tiempo. Por otra parte tenemos, que la toxicidad del fármaco nombrado anteriormente (cisplatino) puede reducir el aclaramiento renal de la bleomicina, así como también puede elevar la probabilidad de riesgo a toxicidad pulmonar.

En el transcurso del tiempo, se ha podido detectar casos de toxicidad pulmonar que son causados por la bleomicina, la cual han sido detectados en pacientes que sufren de insuficiencia renal aguda provocada por cisplatino. Es por ello, que todos aquellos pacientes que cuentan con un historial médico donde engloba la ingesta de este medicamento, deben estar bajo supervisión médica relativamente estricta para poder detectar algún tipo de cambios pulmonar.

Cuando se utilizan terapias anteriores donde se involucran algunos agentes nefrotóxicos puede observarse una reducción del aclaramiento de bleomicina. Ahora a continuación les podemos dejar una pequeña lista de algunos medicamentos que pueden generar nefrotoxicidad: aminoglucósidos, anfotericina B, bacitracina sistémica, ciclosporina, foscarnet, diuréticos de asa, pentamidina, polimixina B sistémica, tacrolimus, y vancomicina.

Bleomicina

Hay que tener mucho cuidado también con el oxígeno que es utilizado durante y luego de culminar el tratamiento con la bleomicina, ya que el mismo puede causar un incremento de riesgo en cuanto a neumonitis intersticial o fibrosis pulmonar se refiere. En este punto, hay que tener cierto cuidado con los pacientes a quienes se les administra este medicamento y el uso del oxígeno, el mismo debe ser usado en casos extremadamente requeridos y solo en concentraciones mínimas.

Es importante también acotar que el uso de la bleomicina en conjunto con citokinas, como por ejemplo: filgrastim o sargramostim pueden elevar la probabilidad de riesgo de sufrir una toxicidad pulmonar.

Efectos secundarios de la Bleomicina

Es muy importante que usted recuerde ciertos factores que giran alrededor de los efectos secundarios que causa la bleomicina. En primer lugar, los efectos secundarios que nombraremos a continuación la gran mayoría de los pacientes no los manifiestan. En segundo lugar, dichos efectos secundarios tienden a tornarse pronosticables en relación a cuando inician y el tiempo que pueden durar.

En cuarto lugar, la gran de mayoría de los casos, estos efectos secundarios se pueden revertir o se marchan al culminar la terapia. En quinto lugar tenemos, que en la actualidad los médicos cuentan con muchas técnicas para poder contrarrestar o simplemente combatir con estos efectos secundarios.

En sexto lugar, debe conocer que no hay ningún tipo de relación en cuanto a la aparición y severidad de estos efectos secundarios y la efectividad de la bleomicina. Y por último, tenemos que los efectos secundarios que pueden experimentar un paciente y la severidad con la que ataquen tienen relación directa con la cantidad de las dosis que se le está administrando.

A continuación les dejamos una lista con los efectos secundarios más frecuentes producidos por la bleomicina, según las estadísticas tienen un porcentaje de incidencia de un 30%:

Fiebre y escalofríos, reacciones cutáneas, como por ejemplo: enrojecimiento, oscurecimiento de la piel, marcas en la piel, descamación, engrosamiento de la piel y úlceras. Otros efectos, son el engrosamiento, pigmentación en forma de bandas en las uñas y caída del cabello.

Bleomicina

Los siguientes efectos secundarios son detectados con menos frecuencia en los pacientes a quienes se les administra bleomicina, tiene un porcentaje de incidencia, según los estudios, de un 10 al 29%:

Náuseas, vómitos, poco apetito y reducción de peso, aparición de llagas en la boca, problemas pulmonares como por ejemplo: neumonitis y fibrosis pulmonar infrecuente. Cabe la pena destacar que la incidencia en cuanto a los problemas pulmonares tiende a elevarse en aquellos pacientes con avanzada edad y que sufren de trastornos pulmonares anteriores.

Ahora bien, nombraremos los efectos secundarios que no son tan frecuentes pero que si tienen importancia:

Efectos vasculares, la cual pueden producir un infarto o un ACV (accidente cerebrovascular), así como también el síndrome de Raynaud, la cual consiste en un trastorno de los vasos sanguíneos pequeños que alimentan a la piel, y que perjudica con más elevada incidencia, las manos y los pies. Por otra parte, la administración de este medicamento puede generar reacciones alérgicas severas, que son denominadas como anafilaxia.

Bleomicina

Los queloides y Bleomicina

Para comenzar hablaremos un poco lo que son los queloides. Estos se generan cuando se deposita tejido adicional  en la herida. Todos estos problemas realmente son de índole estéticos, dejando a un lado que pueden resultar ser bastantes dolorosos, pruriginosos y pueden causar a la persona un cierto nivel de estrés traumático. Ahora bien, los queloides se caracterizan por tener colágeno en exceso en la dermis y tejido subcutáneo.

En la actualidad, no se conoce realmente por qué se generan los queloides, pero según los expertos lo que si se conoce es que los mismos provocan un trauma cutáneo, es decir, infección de heridas, y reacciones por cuerpo extraño que suelen producirse en algunas personas que se encuentran en la pubertad, en las personas de piel oscura o que se encuentran en la etapa de la menopausia.

El tratamiento para tratar los queloides en los actuales momentos sigue siendo un gran reto, aunque en el mercado se pueden encontrar una gama de productos para tratar esta afección y que cuentan con cierto nivel de éxito, aun no se ha encontrado el tratamiento más idóneo que brinde beneficios óptimos. Ahora bien, el tipo de tratamiento que se va a utilizar en estos casos depende de si existen contracturas en la cicatriz, si los queloides son diminutos, grandes y son muchos.

 

Como se dijo anteriormente, el tratamiento para los queloides sigue siendo un reto en los actuales momentos, se considera bastante controversial. Ya mencionamos también que existen una diversidad de terapias, pero una de las conocida es donde se utiliza la bleomicina intralesional, la cual aún no se ha podido definir de la mejor manera como es el mecanismo de acción, por lo cual muchos especialistas están conscientes de que se necesitan muchos más estudios al respecto.

Se han realizado experimentos con relación a los pacientes que presentan queloides, específicamente en España, se han podido realizar algunos estudios donde se ha utilizado la bleomicina en concentración de 1.5 mg/ml. Estos sujetos necesitaron entre 2 y 5 terapias, la cual contaron con descansos de 1 a 4 meses. Los resultados fueron satisfactorios, ya que se logró el aplanamiento al 100% en 3 de los sujetos en estudio y un aplanamiento considerable aproximadamente del 90% en el resto de los sujetos.

Dos estudios importantes fueron los de Bodokh y Brun27 donde se aplicó un tratamiento a 31 pacientes con bleomicina. Los dos estudios lograron dejar en evidencia, que este medicamento es un muy poderoso fármaco que brinda grandes beneficios en las terapias para queloides, es por ello que este medicamento debe ser considerado como un fármaco de primera línea para estos casos en específico.

(Visited 273 times, 1 visits today)