≡ Menu




Ofloxacino: para que sirve, nombre comercial, efectos secundarios y más

El ofloxacino es un antibiótico sintético que pertenece al grupo de las quinolonas de segunda generación, y que interviene mediante la eliminación de bacterias. Si quiere saber más sobre este medicamento continúe leyendo. Recuerde que este es un artículo estrictamente informativo, por lo cual no debe tomar este o ningún otro medicamento sin haber consultado antes con su médico. No se automedique.

ofloxacino

¿Para qué sirve?

El ofloxacino se emplea para tratar ciertas infecciones, incluida la neumonía e infecciones de la piel, de los ojos, la vejiga, los órganos reproductivos y la próstata (la cual es una glándula reproductora masculina). La ofloxacina también se puede usar para tratar la bronquitis y las infecciones del tracto urinario, pero no se debe usar para tratar estas mismas afecciones si existen otros tratamientos disponibles.

ofloxacino

La forma en que se usa ofloxacina dependerá de la afección que se esté tratando, así como del producto específico. Por ejemplo, las tabletas orales se toman por vía oral, mientras que la solución ótica se aplica a los oídos. El ofloxacino pertenece a una clase de antibióticos llamados fluoroquinolonas. Funciona al matar bacterias que causan infecciones, al igual que otros antibióticos como sulfadiazina, cefradina, cefadroxilo y minociclina.

Nombre comercial

Los nombres comerciales más conocidos del medicamento ofloxacino son Surnox y Oflovir, Floxin y Floxin IV. El ofloxacino genérico es fabricado por 324 empresas, y el directorio de medicamentos de Medindia tiene actualmente 521 marcas de ofloxacino. Los nuevos medicamentos genéricos y las marcas se actualizan constantemente a medida que son aprobados por el controlador de medicamentos y pasan a estar disponibles en las farmacias.

Indicaciones

El uso del ofloxacino (ocular) está indicado para el tratamiento de: infecciones oculares externas, como conjuntivitis, blefaritis, blefaroconjuntivitis, queratoconjuntivitis, dacriocistitis, meibomitis y queratitis; profilaxis pre y postoperatoria de cirugía ocular y úlceras corneales infecciosas de origen bacteriano.

Advertencias

No se recomienda el uso de ofloxacino en niños menores de un año, ya que la eficacia y seguridad del uso de este medicamento no se ha verificado en esta categoría de pacientes. Si se produce cualquier tipo de reacción alérgica durante el tratamiento con el ofloxacino, se debe interrumpir la terapia antibacteriana y se debe buscar atención médica inmediata.

Se debe tener precaución en la administración de ofloxacino en pacientes con riesgo de prolongar el intervalo QT (el intervalo de tiempo requerido para que el miocardio ventricular se despolarice y repolarice). Este medicamento también puede causar fotosensibilización, por lo tanto, se debe evitar la exposición a los rayos UV y a la luz solar durante el tratamiento con el medicamento.

El uso prolongado de ofloxacina puede favorecer el desarrollo de superinfecciones a partir de bacterias resistentes a la este medicamento en sí y de hongos.

Interacciones

La administración concomitante de ofloxacino y otros medicamentos que pueden prolongar el intervalo QT (como antiarrítmicos, antidepresivos tricíclicos, macrólidos y antipsicóticos) debe realizarse con extrema precaución.

En cualquier caso, siempre es bueno decirle a su médico si está tomando, o si los ha estado tomando recientemente, medicamentos de cualquier tipo, incluidos los medicamentos recetados y los productos homeopáticos y / o herbales.

Efectos secundarios

El ofloxacino puede causar varios tipos de efectos secundarios, aunque no todos los pacientes los experimentan. Esto se debe a la diferente sensibilidad que cada individuo tiene hacia la medicina. Por lo tanto, no es seguro que los efectos indeseables ocurran todos y con la misma intensidad en cada paciente. Los siguientes son los principales efectos secundarios que pueden ocurrir durante la terapia con ofloxacina.

Trastornos cardiacos: el tratamiento con ofloxacino podría provocar arritmias cardíacas y prolongación del intervalo QT. Reacciones alérgicas: la terapia con este medicamento puede desencadenar reacciones alérgicas en personas sensibles. Estas reacciones ocurren con síntomas tales como: angioedema, disnea, edema orofaríngeo, edema de la lengua y shock anafiláctico.

Patologías de los ojos: el tratamiento de ofloxacino puede favorecer la aparición de: irritaciones en los ojos, incomodidad ocular, queratitis, conjuntivitis, visión borrosa, edema ocular, sensación de tener un cuerpo extraño en el ojo, aumento de lagrimeo, fotofobia, sequedad ocular, dolor en los ojos, picazón ocular y palpebral e hiperemia ocular.

Otros efectos colaterales: otros efectos secundarios que pueden ocurrir durante el tratamiento con ofloxacino son: mareos, náuseas y edema facial.

Sobredosis

Si sospecha que ha administrado demasiada ofloxacino, debe enjuagar el ojo con abundante agua. Sin embargo, en caso de ingesta accidental de ofloxacino (en caso de la solución ocular), debe comunicarse inmediatamente con su médico e ir al centro hospitalario más cercano.

Mecanismo de acción

El ofloxacino es una quinolona y, como tal, ejerce su acción antimicrobiana al inhibir dos enzimas fundamentales para la célula bacteriana: el ADN girasa y la topoisomerasa IV. Estas enzimas están involucradas en los procesos de superenrollamiento, devanado, corte y soldadura de los dos filamentos que componen el ADN bacteriano.

Al inhibir el ADN girasa y la topoisomerasa IV, la ofloxacina evita que la célula bacteriana acceda a su material genético y a la información que contiene. Por lo tanto, todas las actividades celulares están bloqueadas (incluida la replicación), lo que condena la golpiza a una muerte segura.

Modo de uso

El ofloxacino está disponible para administración ocular, en forma de colirios y ungüentos oftálmicos. Durante la terapia con el medicamento, uno debe seguir estrictamente las indicaciones dadas por el médico, tanto con respecto a la cantidad de ofloxacino que debe tomarse, como con respecto a la duración del mismo tratamiento.

Cuando se usan gotas para los ojos, generalmente se recomienda usar de 1 a 2 gotas del medicamento en el ojo, de cuatro a seis veces al día, o según lo prescrito por el médico. Sin embargo, cuando se usa ungüento oftálmico, se recomienda ejecutar una aplicación tres o cuatro veces al día, o según lo prescrito por un médico.

Embarazo y lactancia

El uso del ofloxacino por mujeres embarazadas no se recomienda debido al posible daño que el medicamento puede causarle al feto. Además, este medicamento puede excretarse en la leche humana, por lo tanto, es necesario evaluar si es necesario dejar de amamantar o si, en cambio, es apropiado suspender la terapia con el antibacteriano en la madre.

En cualquier caso, las mujeres embarazadas y las madres que amamantan siempre deben consultar a su médico antes de tomar cualquier medicamento.

Contraindicaciones

El uso de este medicamento está contraindicado en los siguientes casos: en pacientes con hipersensibilidad conocida al ofloxacino por sí mismo, en pacientes con hipersensibilidad conocida a otras quinolonas, en el embarazo y, finalmente, el uso de lentes de contacto durante el tratamiento con ofloxacina también está contraindicado.

Farmacodinámica

El compuesto tiene un amplio espectro de acción similar a la de muchas otras quinolonas (por ejemplo, ciprofloxacina, enoxacina, fleroxacina) y es muy eficaz contra una amplia gama de bacterias Gram-positivas y Gram-negativas. Al igual que otras moléculas de la misma clase, el ofloxacino actúa inhibiendo selectivamente los dos tipos de enzima topoisomerasa, la ADN girasa (también conocido como la topoisomerasa II) y la topoisomerasa IV.

La topoisomerasa IV es una enzima que permite la separación de las hebras de ADN que deben ser sometidas a replicación (duplicación), un evento que precede a la división celular bacteriana. El bloqueo de esta enzima consiste en la imposibilidad de la separación de ADN: la replicación  bacteriana del proceso de moléculas de ácido desoxirribonucleico es, por lo tanto, interrumpir, por lo que la célula bacteriana ya no se puede dividir y luego replicar.

El ADN girasa, por otro lado, es la enzima que hace posible el superenrollamiento del ADN: este proceso es esencial para permitir que la molécula de ácido desoxirribonucleico caiga dentro de las células recién formadas. El bloqueo de los dos mecanismos, crucial para la replicación, transcripción y reparación de ácido desoxirribonucleico (ADN), por lo tanto conduce a la muerte de las bacterias.

Los siguientes microorganismos patógenos son particularmente sensibles a la acción del ofloxacino: Klebsiella pneumoniae, Staphylococcus aureus (incluyendo cepas resistentes a la meticilina), Staphylococcus epidermidis, Streptococcus pyogenes, Neisseria gonorrhoeae y Neisseria meningitidis, Clostridium perfringens, Citrobacter koseri (Citrobacter diversus), Haemophilus influenzae, Escherichia coli.

Proteus mirabilis, Proteus vulgaris, Legionella pneumophila, Gardnerella vaginalis, Serratia marcescens, Pseudomonas aeruginosa, Chlamydia trachomatis, Mycoplasma pneumoniae.

Farmacocinética

Después de la administración oral de levofloxacino, se absorbe casi por completo en el tracto gastrointestinal, la biodisponibilidad es, de hecho, casi del 100%. La concentración máxima en plasma (Cmax) se alcanza a un tiempo de aproximadamente 1 a 3 horas después de la administración. La ingesta simultánea de alimentos puede retrasar la absorción.

El compuesto está ampliamente distribuido en los diferentes tejidos biológicos y se ha encontrado en el líquido cefalorraquídeo, en el cuello uterino, en el ovario, en el tejido pulmonar, en el tejido líquido y prostático, en el esputo y en el nivel de la piel.

La unión a proteínas plasmáticas in vitro es aproximadamente del 32%. La vida media de eliminación es de 4 a 6 horas. La molécula se elimina del cuerpo principalmente a través de la excreción renal (aproximadamente 80% en 24 horas), en forma inalterada y sólo en 5% como metabolitos N-oxidados. Una menor proporción (del 4 al 8%) se elimina a través de las heces.

Edad pediátrica

El ofloxacino y otras quinolonas están contraindicadas para su uso en niños y adolescentes que todavía están en crecimiento, debido al riesgo concreto de lesión del sistema musculoesquelético. En un estudio clínico, 1534 pacientes jóvenes (de 6 meses a 16 años) fueron tratados con levofloxacina, y fueron seguidos hasta 12 meses después del final del tratamiento para evaluar todos los eventos musculoesqueléticos que ocurrieron.

Luego de los 12 meses de seguimiento, la generación acumulada de consecuencias perjudiciales musculoesqueléticas en el grupo de estudio fue del 3,4%, difiriendo con el 1,8% de los 893 pacientes tratados con otros antibióticos (grupo de control).

En el grupo de levofloxacina, aproximadamente 2/3 de estas consecuencias perjudiciales musculoesqueléticas se generaron en los primeros 60 días. De todos los eventos, el 86% podría clasificarse como leve y el 17% como moderado. Todos los eventos se resolvieron sin secuelas a largo plazo.

Dosis

En adultos, la dosis, dependiendo de la gravedad del caso individual, puede variar de 200 mg a 900 mg por día, divididos en 2 o 3 administraciones. En las infecciones del tracto urinario, las dosis más bajas suelen ser suficientes (400 mg divididos en dos administraciones) mientras que en las infecciones del tracto respiratorio superior, pero sobre todo inferior, las dosis alcanzan los 600 o 900 mg, siempre dos veces al día.

La función renal y hepática de los pacientes que toman quinolonas siempre debe tenerse en cuenta para evitar el riesgo de acumulación del medicamento, lo que podría resultar en una sobredosis potencialmente mortal. Por lo tanto, en sujetos con función renal deteriorada a menudo es necesario recurrir a dosis más bajas de ofloxacino, modificando la dosificación en función de los valores detectados de depuración de creatinina.

Antecedentes históricos

El ofloxacino se ha desarrollado como un compuesto análogo, pero de amplio espectro, de norfloxacino, el primer antibiótico de las fluoroquinolona a sintetizar. En los Estados Unidos, se ha vendido durante años bajo el nombre comercial de Floxin. Su producción ha sido interrumpida desde 2009 por el fabricante, Ortho-McNeil-Janssen, una subsidiaria de Johnson & Johnson.

Sin embargo, tanto en los Estados Unidos como en Europa, la molécula sigue estando disponible bajo diferentes nombres como medicamento equivalente.

Lidocaína con ofloxacino e hidrocortisona otico

Existe un medicamento llamado Orecil NF, el cual consiste en la mezcla de hidrocortisona, lidocaína, ofloxacino. Este producto se utiliza con fines oticos (del oído) para tratar igualmente infecciones bacterianas.

¿Qué es la hidrocortisona?

La hidrocortisona se utiliza para contrarrestar la inflamación, reacciones alérgicas, enfermedades que implican colágeno, asma, insuficiencia suprarrenal, algunos tipos de cáncer, la enfermedad de Addison y enfermedades autoinmunes tales como la artritis, lupus, psoriasis, colitis ulcerosa y enfermedad de Crohn.

La hidrocortisona es el principal glucocorticoide producido por la corteza suprarrenal. Actúa mediante la unión a sus receptores presentes dentro de las células, la promoción de la expresión de algunos genes específicos que resultan en la activación de las moléculas de la anti-inflamatorio y la inhibición simultánea de las moléculas de actividad proinflamatoria.

La hidrocortisona puede administrarse por vía tópica (aplicada a la piel), oral (con el estómago lleno, para reducir la posible irritación de la ingesta consecuente) o en la forma de inyecciones. Cuando se aplica tópicamente, la hidrocortisona puede deshidratar la piel o provocar acné, picazón, cambios en la piel y quemaduras.

Las inyecciones pueden causar otros efectos adversos, tales como dolor de cabeza, náuseas o vómitos, mareos, insomnio, agitación, depresión o ansiedad, cambios de humor, aumento de la sudoración y el crecimiento del cabello, acné, enrojecimiento de la piel, aumento de la formación de hematomas, aparición de pequeñas manchas moradas en la piel e irregularidades menstruales o incluso desaparición del ciclo.

La ingesta de hidrocortisona por vía oral puede en su lugar estar asociada con trastornos de estómago, vómitos, dolor de cabeza, mareos, insomnio, agitación, depresión, ansiedad, acné, aumento del crecimiento del pelo, aumento de hematomas y cambios en el ciclo menstrual.

En general, es bueno contactar inmediatamente a un médico en caso de que se genere alguno de estos: sarpullido o infecciones de la piel, hinchazones faciales, pantorrillas o tobillos, problemas con la vista o dolor en los ojos, dificultad para respirar, dificultad para tragar, silbido aliento, resfriados o infecciones que duran mucho, debilidad y dolor muscular, hemorragias y heces oscuras.

Contraindicaciones y advertencias de hidrocortisona: el uso a largo plazo de la hidrocortisona puede aumentar la necesidad de calcio, fósforo, potasio, vitamina A, vitamina C, vitamina D y vitamina E y zinc.

Antes de tomar el medicamento, es bueno informar al médico de cualquier alergia a medicamentos que presente el paciente, como productos medicinales, remedios herbales y suplementos tomados, recordando mencionar los anticoagulantes, fármacos para la artritis, la aspirina, ciclosporina, digoxina, diuréticos, estrógenos, ketoconazol, anticonceptivos orales, fenobarbital, fenitoína, rifampina, teofilina, vitaminas y otros medicamentos para la piel.

Al igual es bueno informar sobre si sufre (o ha sufrido) de las infecciones por hongos, complicaciones renales, enfermedad hepática, intestinal o del corazón, diabetes, hipotiroidismo, hipertensión, glaucoma, problemas de coagulación, trastornos inmunológicos, enfermedades psiquiátricas, la miastenia grave, la osteoporosis, herpes ocular, convulsiones , tuberculosis, SIDA o úlceras.

También es necesario informar a los cirujanos y dentistas de los tratamientos de hidrocortisona en curso, y a su médico sobre embarazo, posibilidades o deseos de quedar embarazada.

¿Qué es la lidocaína?

La lidocaína es un ingrediente activo ampliamente utilizado como anestésico local y antiarrítmico. La lidocaína puede aplicarse directamente sobre la superficie de la piel, inocularse debajo de la piel, inyectarse por vía intravenosa o infiltrarse en la articulación:

Distribuida en la piel, la lidocaína se usa para aliviar el picor, ardor o dolor debido a la inflamación de la piel. En forma de inyección debajo de la piel, la lidocaína se usa en una variedad de campos, que van desde la odontología hasta cirugías menores (estética y no). De manera más general, las inyecciones de lidocaína se realizan para inducir analgesia local en muchas áreas de la medicina.

Inyectada por vía intravenosa, la lidocaína se usa ampliamente en el tratamiento de trastornos cardíacos (por ejemplo, arritmias ventriculares) y en la prevención de eventos cardiovasculares como ataques cardíacos. Inyectado en los tejidos blandos (p. Ej., Inyección por vía intrasinovial), el medicamento se usa en el tratamiento de trastornos de las articulaciones.

Neumonía

La neumonía es un proceso inflamatorio que afecta los pulmones y generalmente tiene un curso agudo o subagudo. Se puede desarrollar una neumonía en una persona completamente sana, pero la mayoría de las veces hay condiciones predisponentes para las infecciones (por ejemplo, reflejo de la tos alterado, cambios en la secreción bronquial y cilios vibrátiles).

Debe recordarse que el compromiso del sistema inmune que resulta de enfermedades debilitantes crónicas o tratamientos farmacológicos (cortisona, citostáticos), así como la hospitalización son factores que aumentan el riesgo de contraer infecciones broncopulmonares.

Los síntomas más comunes: los síntomas más frecuentes de la neumonía son tos catarrosa, fiebre con escalofríos, dolores agudos en el tórax con movimientos respiratorios cada vez más cortos y más superficiales, pérdida de apetito y fatiga.

La neumonía puede afectar solo un lóbulo del pulmón (neumonía lobar) o múltiples áreas (bronconeumonía con brotes aislados o múltiples); en las formas más extendidas puede ocurrir insuficiencia respiratoria, con una falta de grado variable de oxígeno en la sangre.

El diagnóstico consiste en investigaciones radiológicas (radiografía, tomografía), microbiología (cultivo de esputo o líquido pleural, hemocultivo) y endoscopia (broncoscopia, particularmente útil en sujetos inmunodeprimidos). En la mayoría de los casos, el origen de la neumonía es infeccioso y solo en una pequeña minoría se debe a otras causas (por ejemplo, inhalación de un cuerpo extraño, traumatismo en el tórax).

La neumonía infecciosa se clasifica principalmente en bacteriana (contratado por el aire, o por inhalación) y la neumonía de otros agentes atípicos, por ejemplo debido a virus de la influenza, adenovirus, virus del herpes, virus sincitial respiratorio, Mycoplasma pneumoniae, Rickettsia y clamidia.

Conjuntivitis

La conjuntivitis es una inflamación que afecta la conjuntiva (membrana que cubre el párpado) y la córnea (parte blanca del ojo). Puede ser debido a una bacteria, un virus o ser debido a una alergia, a la irritación por humo, viento, polvo o contaminantes del aire.

La conjuntivitis puede acompañar un resfriado simple, una enfermedad exantemática (especialmente sarampión) o irritación debido a la exposición a luz natural o artificial muy intensa. La conjuntivitis de origen bacteriano generalmente se presenta con secreciones purulentas de color amarillo o verdoso, acompañadas de una modesta hinchazón y enrojecimiento de los párpados.

También con la sensación de la presencia de un cuerpo extraño en el ojo, acompañado de picazón, puede hacer pensar en que pueda ser una conjuntivitis de origen alérgico. La conjuntivitis es extremadamente contagiosa y se propaga muy fácilmente, especialmente a través del contacto entre miembros de la misma familia o comunidad.

Es bueno seguir escrupulosamente, además de una terapia con medicamentos recetados por el médico, algunas normas de higiene y comportamiento: evite tocarse los ojos ya que podría propagar la infección de un ojo a otro y, a través del contacto con las manos, entre diferentes sujetos.

Elimine todas las secreciones del ojo con mucho cuidado, especialmente antes de instilar gotas para los ojos y mantener los ojos vendados. Mantener una buena higiene de manos, siempre lávelos cuidadosamente antes de tocar los ojos, no comparta su toalla con otros. No toque el ojo o los párpados con la punta del frasco cuentagotas de colirio, ya que podría contaminar la solución que es y debe permanecer estéril.

También debe eliminar las gotas para los ojos después de la curación. Si después de algunas semanas o un mes el problema vuelve a ocurrir, es bueno usar un frasco de gotas para los ojos nuevos, sin duda estériles.

Una vez que se hayan aplicado las gotas para los ojos, mantenga los ojos cerrados durante unos minutos y mantenga la cabeza reclinada hacia atrás. No use productos cosméticos alrededor del ojo hasta la curación completa. Proteja sus ojos de la radiación de luz demasiado fuerte, posiblemente con la ayuda de gafas de sol.

Es bueno consultar al doctor si la situación no mejora después de 3 días, si el dolor aumenta y el ojo se vuelve más y más rojo, si hay visión borrosa o si aparece fiebre.

Datos de interés y resumen

Clasificación de medicamentos: clasificación 4. Disponible como: el ofloxacino está disponible como tabletas, inyectables y en forma de gotas. ¿Qué hace? El ofloxacino tiene un efecto antibacteriano. Riesgo de sobredosis: mediano. Riesgo de dependencia: bajo. ¿El ofloxacino está disponible como genérico? Sí. ¿El ofloxacino está disponible solo con receta médica? Sí.

Información para el consumidor: Inicio del efecto: pueden transcurrir algunos días hasta que se alcance el efecto beneficioso completo. Duración de la acción: hasta 12 horas. Consejo dietético: durante el tratamiento con ofloxacino, debe asegurarse de consumir abundante líquido.

Detención de este medicamento: no deje de tomar este medicamento hasta que haya terminado el tratamiento según lo recetado por su médico; la infección puede reaparecer con la interrupción prematura. Uso prolongado: el ofloxacino por lo general se administra solo en tratamientos breves. Si se receta para un uso prolongado, su médico puede solicitar análisis de sangre periódicos para controlar la función hepática y renal.

Precauciones especiales: Consulte a su médico antes de usar este medicamento si: usted tiene enfermedad renal o hepática, es menor de 18 años, es alérgico a este o a cualquier otro antibiótico quinolónico, es epiléptico, tiene daño del tendón por el uso previo de antibióticos, está tomando otra medicación. Embarazo: evitar, ya que se han reportado riesgos potenciales para el feto. Consulte a su médico antes de usarlo o si está planeando quedar embarazada.

Lactancia materna: evitar. No se sabe cómo este medicamento puede afectar a su bebé. Consulte a su médico antes de usar. Porfiria: evitar. Este medicamento puede causar efectos adversos graves, igualmente consulte a su médico antes de usar. Bebés y niños: este medicamento no está indicado para niños menores de 18 años.

Los ancianos: se recomienda precaución en los ancianos, ya que pueden ser más susceptibles a los efectos adversos. Conducción y trabajo peligroso: se recomienda tener precaución ya que el uso de este medicamento puede causar mareos, aturdimiento y / o sedación. Evite tales actividades hasta que sepa cómo le afecta este medicamento. Alcohol: evitar. El uso concomitante de alcohol con este medicamento puede aumentar los efectos sedantes del antibiótico.

Dejar Comentario